lunes, 15 de septiembre de 2014

La Verdad te hará Libre

El desierto no es un espacio de lucha, aflicción y necesidad, sino el lugar diseñado por Dios para potenciar tu fe.
Puedes estar 40 días como Jesús (o más tiempo) pero jamás morirás en el desierto, porque Dios no te llamó a morir allí. El desierto no es el lugar del cumplimiento de tu "propósito", sino el lugar donde desarrollarlo.
El desierto te impulsará a la VERDAD, y ésta te hará LIBRE. (Juan 8:31-32)